Últimas noticias Apple Canon Casio Fujifilm HTC LG Nikon Nokia Olympus Panasonic Pentax Ricoh Rollei Samsung Sony  
Lets Go Digital
 
     
Powered by True
Counted by OneStat.com
Print Digital Camera Review Print Digital Camera Review Digital Camera Specifications


Olympus E-1 | Digital Camera Review | La C�mara
Al tomar la cámara entre tus manos la primera vez, te das cuenta enseguida de la diferencia entre una cámara de aficionado y otra fabricada para los fotógrafos más exigentes. No ha habido ahorra en los materiales utilizados. La aleación de magnesio y la resistencia a las inclemencias del tiempo de la cámara son buenos ejemplos de su aspecto profesional. Olympus considera la E-1 una cámara profesional. La primera cámara digital con el sistema Four Thirds marca un elevando estándar desde el principio. El que la cámara sea resistente al tiempo significa que unas pocas gotas de lluvia no perjudican a la cámara, ni tampoco una salpicadura. En la práctica es frecuente que debamos tomar fotos en condiciones de lluvia. Mi experiencia es que la humedad afecta la electrónica de mi cámara réflex digital y la hace inestable, lo que la hace poco fiable bajo estas circunstancias meteorológicas, lo que es la última cosa que un profesional necesita. Además de dicha resistencia a las inclemencias del tiempo, Olympus también ha abordado otro problema: el polvo. Un problema diario en las cámara réflex digitales con objetivos intercambiables es que al sustituir estos, el polvo puede entrar en la cámara, y pegarse en el sensor de imagen, lo que puede causar puntos oscuros en las fotografías. Requiere mucho tiempo la limpieza de estas partículas de polvo del sensor. Olympus ha aplicado un ingenioso sistema en la E1: un filtro de ondas supersónicas (Supersonic Wave Filter). Este recoge el polvo y previenen que llegue al sensor. Al vibrar supersónicamente dicho filtro, el polvo cae y se recoge en una tira adhesiva. Cada vez que conectamos la cámara el filtro se activa automáticamente. Un método sorprendente que, según mi experiencia con el cambio frecuente de objetivos en el exterior, funciona realmente bien.
Olympus E-1 | Digital Camera Olympus E-1 | Digital Camera
Un punto muy especial de la Olympus E-1 es que ha sido diseñada partiendo de cero. Olympus no ha tenido ninguna restricción debida a tener que mantener compatibilidad con ningún sistema existente de formato de 35mm. Al elegir un nuevo estándar, Olympus ha dado el primer paso para lograr independencia de marca tanto a nivel de cámara como de objetivos, de forma que sea posible un intercambio de equipamiento entre fabricantes. Este esfuerzo para que la idea tenga éxito es una gran ambición.

La cámara dispone actualmente de objetivos también diseñados especialmente para el sistema Four Thirds. Cuando cualquier otro fabricante decida lanzar una nueva cámara réflex digital según el nuevo sistema, dichos objetivos se podrá utilizar sin problemas. La gran ventaja del nuevo sistema es que las ópticas se pueden diseñar muy compactas. En especial, los teleobjetivos como el 300mm f2.8, que equivale a un 600mm, son mucho más compactos. Esto es realmente importante para la comodidad de los usuarios, ya que estar cargando con una pesada óptica tele todo el día no es nada divertido. Una de las características de las ópticas Zuiko es la comunicación existente entre objetivo y cámara. Se envían diversos parámetros al procesador de la cámara, como la longitud focal, la aberración que se produce en un punto determinado de la focal del objetivo o incluso un posible problema de viñetado. Esta información también se utiliza por la cámara para corregir diversos errores en la imagen. Este tipo de comunicación es totalmente innovadora, y hasta la fecha, exclusiva de esta cámara. La gama de ópticas Olympus Zuiko consta de los modelos: 14-54mm, 50-200mm, 50mm macro, el teleobjetivo 300mm y un teleconvertidor 1.4. En el año próximo se presentará una nueva gama de objetivos, con lo que los (semi-) profesionales dispondrán de una selección más amplia.

La E-1 está equipada con un CCD de 5 Megapixels tipo Full Frame Transfer que tiene aproximadamente la mitad del tamaño de una imagen de 35mm. Al ser un nuevo estándar, no debemos utilizar un factor de multiplicación focal para compararlo con un objetivo de 35mm: una óptica 300mm del sistema Four Thirds en combinación con la cámara E-1 tiene un factor de multiplicación focal de 2x, por lo que es equivalente a un 600mm en una cámara de 35mm. En los últimos meses se ha hablado y escrito mucho sobre el sistema Four Thirds, y casi hemos olvidado que es el producto final lo que cuenta: la cámara réflex digital E-1.

La E-1 tiene una empuñadura de tamaño considerable con un recubrimiento de goma. Este hace que la cámara se agarre sin problemas a nuestras manos, cosa que ayuda a la estabilidad durante la toma de fotografías. En la empuñadura encontramos una gran cantidad de prácticos botones como el interruptor general, el dial de modos de exposición o la selección de aperturas. En la parte superior de la cámara encontramos un monitor LCD que muestra de una forma clara los diversos ajustes. A su izquierda, en el centro, tenemos la zapata para unidades de flash externas, la cámara no dispone de flash integrado. En la empuñadura encontramos el compartimiento para la memoria, cubierto por una gran tapa.
En la parte izquierda de la cámara se encuentran las conexiones Firewire (IEEE1394) y USB 2.0. Olympus ha hecho un buen trabajo al incluir estas dos conexiones de alta velocidad. Cualquier posibilidad de transferir imágenes rápidamente desde la cámara al ordenador es bienvenida. Los interfaces está escondidos bajo una tapa bien acabada. Junto a las mencionadas conexiones encontramos el conector sincro y botón de enfoque.

La parte trasera de la cámara incorpora una pantalla LCD de 1,8 pulgadas, cubierta por una tapa protectora extraíble transparente, para prevenir posibles daños. Dicha pantalla no es particularmente especial; hubiéramos preferido una pantalla LCD de dos pulgadas. El monitor se está convirtiendo cada vez más en una herramienta muy importante para os fotógrafos exigentes. El resto de la parte trasera de la E-1 tiene un aspecto más ?vacío’, aunque bien organizado. Los ya conocidos botones de navegación también están presentes. Sobre el monitor LCD encontramos el visor óptico, que es una joya. Olympus ha realizado un gran esfuerzo en este visor. El campo de visión es del 100%, perfecto. Alrededor del visor óptico encontramos un anillo de goma, un ajuste de dioptrías y una pequeño control para poder cerrar completamente el visor, utilizado para evitar que la luz penetre a través de la trasera de la cámara en fotografías con exposiciones prolongadas. Es un placer mirar a través del visor de la E-1. La imagen es clara, lo que significa que podemos concentrarnos totalmente en la composición, sin ninguna molestia.

Bajo la cámara encontramos la típica rosca para trípode, en este caso en metal. Está situada de forma que la cámara está perfectamente equilibrada sobre el trípode, pudiendo incluso cambiar la batería sin problemas. El compartimiento para las batería está oculto debajo la empuñadura, y está protegido por una sólida cubierta, poseyendo además un bloqueo de seguridad.

La Olympus E-1 nos deja una excelente impresión. La cámara está al nivel de las réflex digitales profesionales de Nikon y Canon. La calidad es de un estándar muy alto. Además, tanto los profesionales como los fotógrafos aficionados avanzados, apreciarán el tamaño compacto de la cámara, que en combinación con la excelente forma en que se adapta a nuestras manos, podemos concluir que es un éxito ergonómicamente hablando.
Olympus E-1 Olympus E-1
   
Nikon D3300
  Accesorios Android Apps Camaras digitales Smartphones Software Tablets Telefonos moviles Videocamaras   CES CeBIT Gadgets IFA Photokina PMA